Imprimir

La familia es una institución independiente. El área dentro de los límites de la autoridad parental es más extensa que cualquier otra institución en la tierra. Dios ha dado a ambos padres por igual el derecho de gobernar sobre sus hijos y además, los padres son responsables ante Dios por la manera en que los eduquen.